Curvado de chapas y perfiles.

El curvado es una operación mediante la que tanto las chapas como los perfiles de metal obtienen una forma cilíndrica o cónica. Este curvado de chapa o curvado de perfiles se obtiene ejerciendo esfuerzos de flexión al hacer pasar el material por unos rodillos que provocan una deformación permanente dando lugar a los distintos radios posibles que se quiera obtener. Dependiendo del radio deseado, utilizaremos unos rodillos u otros, o cambiaremos los parámetros de la máquina.

Diseñamos los desarrollos necesarios para que, una vez curvado el material, se consiga la geometría deseada por nuestros clientes, evaluando espesores, materiales,…y otros elementos que afectan a la forma y calidad final de la pieza a conformar. Para realizar dichos curvados puedes hacernos llegar una plantilla (física o en CAD) con el curvado deseado, en el caso que se componga de varios radios distintos, o bien, en el caso de tener solamente un único radio, decirnos que radio quieres que tenga.

Para el curvado de chapa tenemos la posibilidad de curvar hasta un espesor máximo de 8mm y con un Ø mínimo de 120mm dependiendo siempre del espesor, material y ancho de la pieza.

Para el curvado de tubos y perfiles hay un abanico muy amplio de posibilidades a la hora de Ø mínimos y máximos, al igual que la cantidad de perfiles que se pueden curvar. Todo esto también dependerá del espesor del tubo o perfil y su material.

Tanto para el curvado de chapa como para el curvado de perfiles póngase en contacto con nuestra oficina técnica para que le faciliten la información que necesite.